Energía renovable continua

  • por
Almacenamiento de energía renovable en baterías

Una de las mayores críticas que se plantean a la energía renovable es que no proporcionan energía de manera continua, ya que el viento no siempre sopla y el sol no siempre brilla.

Debido a que la generación de electricidad renovable puede ser intermitente, está en desventaja con respecto a las centrales de gas natural y energía nuclear que producen energía constante.

Las empresas de servicios públicos resuelven estos problemas de intermitencia construyendo plantas a gas más limpias y eficientes, que pueden proporcionar energía a demanda y son una alternativa más barata al almacenamiento de baterías.

Almacenamiento de energía renovable en baterías

Actualmente se están desarrollando nuevas instalaciones de generación de energía renovable que incluyen almacenamiento en baterías para que produzcan un flujo constante de energía limpia, impulsadas por la disminución de los costos de tecnología.

La nueva capacidad instalada de almacenamiento en baterías en Estados Unidos se duplicó en el tercer trimestre de 2020, según Wood Mackenzie y la Asociación de Almacenamiento de Energía de Estados Unidos.

La constante disminución de costos de la tecnología renovable.

Al combinar los costos cada vez más bajos de almacenamiento de energía en baterías, con disminuciones similares en los costos de generación de energía eólica y solar, la industria de energía renovable está en camino de lograr un avance real en los próximos cinco años.

El costo del almacenamiento de energía en baterías se ha reducido drásticamente a lo largo de los años. Hace una década, costaba entre USD 71 y USD 81 por megavatio-hora (MWh) un acumulador de almacenamiento en batería de cuatro horas para un proyecto de energía eólica o solar. Pero en 2020, el costo de agregar un componente de almacenamiento en batería se desplomó entre USD 6 y USD 12 por MWh. Actualmente está en camino de caer a un rango de USD 4 a USD 9 por MWh para 2022.

Se estima que el mercado anual de almacenamiento de energía en los Estados Unidos alcance los USD 7.6 billions en 2025.

Debido a la drástica disminución de los costos, una mayor cantidad de proyectos incluirán el almacenamiento en baterías en el futuro. Solo el 28% de los proyectos solares a escala de servicios públicos construidos en 2019 tenían almacenamiento en batería. Es probable que las empresas adapten muchos de los proyectos existentes en 2021.

NextEra Energy estima que, para fines de 2024, el costo de la energía eólica on-shore, incluido el almacenamiento de energía en baterías de cuatro horas, debería estar entre USD 20 y USD 30 por MWh, mientras que la energía solar será de alrededor de USD 30 a USD 40 por MWh.

En comparación, el costo de una nueva planta de energía de gas natural eficiente sería de entre USD 30 a USD 40 por MWh, mientras que las plantas de carbón y nucleares existentes deberían funcionar en el rango de USD 35 a USD 50 por MWh.

Por ello, estiman que la energía renovable será más barata que todas las demás formas de generación de energía convencional, incluso después de asumir que los subsidios e incentivos gubernamentales expiren.

El futuro del almacenamiento de baterías parece más brillante cada día

A medida que se agregue almacenamiento en batería a los proyectos de energía renovable, se garantiza la generación de un flujo de electricidad renovable continua, minimizando la intermitencia e impulsando las inversiones en la industria.

Fuentes:

Bloomberg Green.

Wood Mackenzie.

Energy Storage Association.

NextEra Energy.

Deja un comentario